El laberinto de la soledad

Alguna vez te has preguntado ¿Quiénes somos los mexicanos? ¿Cuál es nuestra identidad? ¿Cuál es el ser del mexicano?…pues en El laberinto de la soledad Octavio Paz dilucida sobre estas y más cuestiones.

Estamos ante una obra que ha dejado huella en todo aquel que se ha acercado a sus páginas, y más si ese “aquel” es mexicano. Sin embargo muchos nos hemos preguntado: ¿Por qué es una obra tan importante aún en nuestros días? considerando que vio la luz por primera vez en 1950, aunque no fue sino hasta 1968 que se le dio mayor difusión por la situación política del país.

Libro-Laberinto-de-la-soledad

Recuerdo haberme topado con este libro en la preparatoria… en esa época me encantaba leer, pero debo de admitir que estaba más interesada en novelas de fantasía épica, sin embargo tampoco pasó desapercibida, ya que me motivo a hacerme preguntas de corte filosófico y buscar otro tipo de lecturas, entre ellas las que me motivarían a continuar con mi idea de estudiar filosofía.

Pero hasta el año pasado fue cuando lo retomé, al inscribirme al curso de lectura y reflexión de mi maestra la Doctora Yolanda Zamora, y así El laberinto de la soledad tomó completo sentido…el cual trataré de transmitirles.

Hablemos de El laberinto de la soledad

El laberinto de la soledad es un ensayo magistral compuesto por 8 capítulos y el apéndice, más un capítulo que fue agregado en 1969 titulado Postdata.  Es una obra representativa para poder comprender y reflexionar sobre el ser del mexicano, cada capítulo recorre etapas distintas del mexicano como la conquista, la colonia, la reforma, la revolución, hasta llegar al siglo XX. Es así como Octavio Paz nos va presentando su tesis, y es que dice que el pueblo mexicano es producto de una violación como lo fue en la conquista, el mexicano formado, a como es hoy, a partir de la independencia.

Lo que busca es encontrar la identidad del mexicano, tarea nada fácil. Para llegar a estas tesis Octavio Paz hace un recorrido por diferentes categorías, como lo son: el pachuco, los mitos y las leyendas, la fiesta, la máscara, la cultura, los rituales, lo abierto y lo cerrado, la malinche, la chingada, la muerte, el obrero, etc.

Al releer el libro, me encontré….

Que Octavio Paz nos lleva a cuestionarnos en preguntas no sólo de carácter social, sino filosófico; por ejemplo, en una primera parte Paz habla de la soledad, que  al descubrirnos a nosotros mismos nos sentimos solos y nos cuestionamos “¿Qué somos y cómo realizaremos eso que somos?” pregunta que todos los pueblos se han hecho en algún momento…volverse a sí mismos y preguntarse, no podemos dejar de sentir la necesidad de interrogarnos.

quechuas_uz2wv

En México, dice Paz,  conviven no sólo diferentes razas y lenguas, sino que también varios niveles históricos. Somos unidos por la identidad que es la lengua, las creencias, los mitos, las costumbres. Las obras nos definen, nuestras creaciones nos distinguen.

 

pan de muertosEl mexicano es caracterizado por la contemplación del horror, los cristos ensangrentados, los velorios, la costumbre  de comer pan que simula huesos y calaveras en el Día de Muertos, así como muchas de nuestras tradiciones y ritos… son, según Octavio Paz, características inherentes de nuestro ser.

 

 

la catrina

Octavio Paz dice que los mexicanos somos creyentes, amamos los mitos, las leyendas y las fiestas. Somos desconfiados, cerrados, tristes y sarcásticos, nihilistas, quietistas… “[…] los mexicanos, antiguos o modernos, creen en la comunión y en la fiesta; no hay salud sin contacto.” (2004, p.27)

Octavio Paz reflexiona sobre las máscaras del mexicano, en las que el hombre se protege y oculta detrás de las máscaras, el mexicano está lejos de los demás. El mexicano puede hacer todo menos “rajarse” en cambio las mujeres dice Octavio Paz son rajadas, abiertas, en un mundo hecho a la imagen de los hombres. máscara mexicana

¿Quién es la Chingada?, pregunta que Octavio Paz responde: es la madre como figura mítica, es una de las representaciones mexicanas de la maternidad, como la Llorona, es la madre que ha sufrido, que ha sido violada, por eso el “hijo de la Chingada” es el engendro de la violación, así como la conquista podría ser comparada con una violación…el mexicano es hijo de una violación, y niega sus orígenes, no quiere ser ni indio ni español.

Así mismo Reflexiona en torno a la importancia de la fiesta, ya que a través de ésta, la sociedad se libera de lo establecido y se burla de sí misma, el caos regresa y gracias a ella el mexicano se abre. En las fiestas se rompen los esquemas, no hay orden, son como un grito liberador que suple lo cayado, es dionisiaca.

La muerte en los antiguos mexicanos no era el fin, sino que la vida continuaba en la muerte, la muerte alimentaba el cosmos, la vida. En la actualidad el mexicano juega con la muerte, se burla de ella, la contempla de frente, convive con ella. Octavio Paz dice que así como el mexicano muestra su indiferencia ante la muerte lo está haciendo ante la vida, postulando la intranscendencia de la vida, postula la de muerte.

la malinche

La conquista y la colonia en México es muy parecida a la del imperio romano, Octavio Paz hace una analogía entre los aztecas y los romanos, ya que ambos imperios eran odiados por sus enemigos y por eso cayeron, por eso fueron conquistados. La independencia se dio sin un proyecto y fue provocada no por los pobres e indígenas, sino por los criollos que quería el poder de los españoles. La revolución para Octavio Paz, es la otra cara de un México olvidado por la reforma y la Dictadura, “[…] el rostro brutal y resplandeciente de la fiesta y la muerte, del mitote y el balazo, de la feria y el amor, que es rapto y tiroteo. La Revolución apenas tiene ideas. Es un estallido de la realidad, […]. ¿Y con quién comulga México en esta sangrienta fiesta? Consigo mismo, con su propio ser.” (2004, p.162)

Es así como regresamos a las máscaras tras las cuales el mexicano se esconde, y no hemos encontrado una que reconcilie nuestra libertas con el orden, en esta búsqueda de identidad  hemos retrocedido para poder avanzar. Pero ahora, dice Octavio Paz, estamos en el límite, se ha derrumbado la razón, la fe, Dios y la Utopía, los sistemas intelectuales…nos hemos quedado en la nada, en la soledad, la soledad cerrada, que nos oculta y mutila. Octavio Paz, nos invita a arrancarnos esas máscaras y empezar a vivir y pensar, a llegar a una soledad abierta.

Hablemos un poco de Octavio Paz

Octavio Paz fue escritor mexicano, poeta, ensayista, diplomático, reconocido como uno de los intelectuales que lideraron la renovación de la lírica hispanoamericana del S. XX. Ganador del Premio Nobel de Literatura en 1990.

octavio paz leyendo

Nacido durante la Revolución mexicana (1914), nieto de un intelectual liberal y novelista, con quien vivió en la época que su padre  Octavio Paz Solórzano, trabajaba con Emiliano Zapata. Posteriormente Octavio Paz, siendo un niño, vivió dos años en Estados Unidos, ya que su padre estaba allá como representante de Zapata…una estadía que representó para Octavio Paz  un enfrentamiento cultural como se puede ver en sus obras, y que al regresar a México, por haber radicado en el extranjero, le pasó lo mismo.

En sus años como estudiante estuvo de cerca en el movimiento vasconcelista y  se acercó al marxismo. A los diecisiete años publica sus primeros poemas y posteriormente tiene la oportunidad de viajar a España en donde tiene contacto con intelectuales como Pablo Neruda. Cuando entra en el servicio exterior mexicano y es enviado a París en 1945, se aleja del marxismo y entra en contacto con poetas surrealistas. En 1950 publica El laberinto de la soledad, entre otros trabajos fundamentales y no deja de producir ensayos y poemas como La llama doble en 1993, hasta su muerte en 1998.

la llama doble

Reflexiones Finales

El laberinto de la soledad es un duda un libro de cabecera, es decir, aunque ya lo hayamos leído en alguna etapa de nuestra de vida, es interesante regresar a él para consultarlo, releerlo, subrayarlo y reflexionar. Un libro que nos lleva a una reflexión profunda de nuestra historia hasta nuestros tiempos, un libro que devela la esencia del ser del mexicano y por algo 68 años después aún sigue vigente.

Les deseo una lectura o relectura con la conciencia que se merece y más ahora en que México necesita dar un salto y superar los problemas que se han ido presentando en la historia, como la falta de honestidad y corrupción en nuestro gobierno, desconfianza incluso a las instituciones y más a los partidos políticos. Es el momento que sepamos quienes somos y cuál es nuestro poder como mexicanos, para así superar los obstáculos y hacer un cambio verdadero.

Advertisements

En el País de la Nube Blanca

Es la primera parte de una trilogía realizada por la escritora alemana Sarah Lark. Una saga familiar situada en Nueva Zelanda, en el siglo XIX, durante la colonización Británica a las islas de los maoríes. Era un país habitado por pueblos Maoríes antes de la llegada de los europeos. Nueva Zelanda en maorí significa “tierra de la gran nube blanca”, de ahí el título de la novela. Una historia de más de 700 páginas, que se te harán pocas, debido a que la trama te sumerge en un nuevo mundo y la narración es fluida.

Milford-Sound-Nueva-Zelanda-Magica

Primeras impresiones

Es una novela que me encantó principalmente porque tiene fundamentos históricos, en el sentido de la descripción del país, la situación política y social, así como la ambientación. Descubrimos un país rico en cultura, tradiciones, historia, naturaleza y paisajes. Lo que hace interesante a una escritora es su documentación y conocimiento previo sobre lo que va a escribir, objetivo que Sarah Lark logró exitosamente. Es así, que por medio de su narración, llegas a vislumbrar  vívidas imágenes de la magia que hay en este país.  

Un poco de la trama

La novela comienza en Inglaterra, en donde viven dos mujeres, que son las protagonistas, ambas  llevan vidas muy distintas. Una es Gwyneira Silkham, hija privilegiada de una familia de ganaderos de Gales, sin embargo, tienen poca dote para lograr un matrimonio beneficioso, aunado a que es una mujer rebelde para su época. Su mayor pasión es montar a caballo y el cuidado de los animales. Su vida cambia con la llegada de Gerald Warden, barón de la lana de Nueva Zelanda. Él pide la mano de Gwyneira para desposarla con su hijo Lucas. Gwyneira ante la posibilidad de una nueva vida llena de aventuras acepta.

Por otra parte tenemos a Helen Davenport, una educada y conservadora institutriz, hija de un modesto párroco. Helen con pocas oportunidades para el matrimonio por su humilde cuna, responde a un anuncio de una hoja parroquial y se compromete con Howard O´Keefe un agricultor. Es así como su destino es embarcarse a Nueva Zelanda, para cumplir su sueño de formar una familia.

destacado-en-el-pais-de-la

Ambas mujeres sin conocer a sus futuros maridos, terminan conociéndose en el Dublín, un barco con rumbo al otro mundo. En el camino forjan una amistad, que en tierra logran mantener, a pesar de las sorpresas y avatares que se les presentan. Sus vidas se ven enlazadas por una historia de conflictos familiares y viejos odios; en donde entran nuevos personajes como los esposos, amores, amigos, vecinos, ganaderos y peones.

Conoceremos su llegada a Nueva Zelanda, así como sus primeras impresiones de este hermoso país, sus relaciones con los habitantes y sus sueños. Ellas van en busca de amor, pero  descubrirán que la vida no es fácil, ya que da muchas vueltas. La novela narra la vida de ambas, a lo largo de varios años, y ésta historia es la que te mantendrá al vilo, ya que, viven una serie de aventuras, tragedias, decepciones, amores y desamores.

Reflexiones finales

Ahora bien, me gustó  que la trama no se queda incompleta para dar lugar a la segunda parte, sino que, tiene una conclusión y será tu elección si decides leer los siguientes tomos que son “La Canción de los Maoríes” y “El Grito de la Tierra”. Yo en lo personal no lo he hecho, aunque ya están en mi lista de las próximas lecturas, porque quiero saber más de la vida de estas familiar y de las nuevas generaciones. Una lectura amena, entretenida y emocionante, espero que puedan disfrutar de ella tanto como yo.

sarah lark Sarah Lark

Plumas de Tinta y Sor Juana Inés de la Cruz.

Sobre el proyecto Adopta una autora y mi escritora adoptada.

Hace tiempo me encontré este proyecto navegando por internet, que consiste en elegir a una escritora y escribir sobre ella (en mi caso en mi blog) para así  difundir su vida y obra,  durante un periodo de tiempo prolongado. Me pareció una genial idea; primero, porque cuando reflexioné sobre lo que he leído, me di cuenta que he leído más a autores masculinos que a autoras femeninas,  y segundo,  porque podemos  lograr  rescatar sus voces del olvido y darle impulso a las grandes obras compuestas por mujeres. Si les interesa conocer más entren a  Adopta una autora

Mi autora adoptada es Sor Juana Inés de la Cruz, la elegí porque me gustaría tratar de reflexionar sobre una mujer que contribuyó al desarrollo de las letras hispanoamericanas. Aunque han pasado más de 300 años de su muerte, su obra sigue vigente, así como su vida dando de qué hablar.  Lo que he leído de ella he de confesar que es poco, pero suficiente para querer aprender más sobre ella. En el pasado llegué a leer su más célebre poema “Hombre necios que acusáis”, el cual expresa el sentimiento de la época y defiende a la mujer, habla sobre las injusticias a las que está expuesta. En el poema emplea las redondillas (estrofa castellana), y la primera parte va así:

Hombre necios que acusáis

a la mujer sin razón,

sin ver que sois la ocasión

de lo mismo que culpáis.

Otra estrofa del mismo poema habla sobre los prejuicios que caían sobre las mujeres:

Siempre tan necios andáis

que con desigual nivel

a una culpáis por cruel

y a otra por fácil culpáis.

 

Un poco más de la vida de Sor Juana Inés de la Cruz.

Juana Inés nació en México en el siglo XVII, fue una escritora mexicana que se tuvo que enfrentarse a muchos obstáculos por ser mujer y por estar dedicada a la vida religiosa. Desde niña fue muy inquieta e inteligente, ella misma dijo que aprendió a leer y escribir a la edad de tres años. Estudió filosofía, teología, así como clásicos griegos y romanos. Estuvo en la orden de las Jerónimas, en donde pudo dedicarse al estudio y a la escritura por completo, sin tener compromisos con un esposo o hijos.

Fue apoyada por los Marqueses de Mancera y las Virreinas, con quienes tuvo una estrecha amistad. Escribió bajo encargos y por gusto, llegando a tener una gran biblioteca en su celda. Su repertorio de obras es amplio y varias llegaron a publicarse en su época, tanto en la Nueva España como en Europa. Escribió desde villancicos, coplas, sonetos, obras musicales (porque tocaba instrumentos), poesías, comedias de teatro, romances, opúsculos filosóficos, teología y más.

juana_ines_15 años

Aquí tenía 15 años, antes de entrar a la vida religiosa.

Sobre la “Carta de Sor Filotea de la Cruz” y su respuesta como reivindicación de la mujer.

Como era de esperarse, fue duramente criticada por ser una  mujer pensante y por sus escritos. Principalmente por el obispo de Puebla,  que publica una carta dirigida a Sor Juana, bajo el pseudónimo de “Sor Filotea de la Cruz”, en ella le dice que a pesar de su talento sería conveniente que se dedicara a la vida monástica debido a su condición de mujer, antes que a la de reflexión filosófica, reservada para los hombres. Pareciera un manual de cómo la mujer debería comportarse en un mundo gobernado por hombres.

Sor Juana escribe una respuesta a la carta, en la cual es posible ver su forma de pensar y parte de su vida, así mismo, su gran amor por las letras y el estudio desde pequeña. Escribe  que le era imposible no reflexionar, ya que hasta en las cosas más simples, como la cocina, encontraba la filosofía: “¿qué podemos saber las mujeres sino filosofías de cocina? […]: Sí Aristóteles hubiera guisado, mucho más hubiera escrito”.  Llevar a Aristóteles a la cocina demuestra su voluntad e ímpetu por las letras. Para ella no reflexionar y estudiar era algo innato, continuamente sentía  una “compulsión por saber”. Así mismo, habla sobre las mujeres que llegaron a escribir grandes obras y a estudiar, y defiende su condición de mujer, pues dice que el conocimiento “no sólo les es lícito, sino muy provechoso”.  Sin embargo, la carta la afecto bastante y se dedicó al servicio de sus hermanas de claustro, falleciendo atendiendo a las enfermas durante el brote de cólera en 1695.

Sorjuanainesen la cocina

Filosofando con huevos, en la cocina.

 

Algunas de las obras más conocidas de Sor Juana Inés  de la Cruz:

  • Un gran repertorio de poemas: sonetos, redondillas, romances, endechas, liras, glosa, décimas.
  • Los empeños de una casa
  • Amor es más laberinto
  • San Hermenegildo
  • El cetro de San José
  • El divino Narciso

Despedida:

Espero que les haya gustado saber un poco más de la vida de esta escritora mexicana, que se enfrentó a grandes obstáculos en su vida y logró sortear la mayoría. Y para terminar me despido con sus palabras: “Ahora me piden que sea otra de la que soy, que me corte la lengua, que me nuble la vista, que me ampute los dedos, el corazón, que no piense, que sienta más que lo que es menester y propio de una religiosa, de una esposa de Cristo. ¿Quién ha decidido que no pensar es propio de la mujer del Altísimo?”

 

 

 

 

INFIEL

Autora: Ayaan Hirsi Ali

Este libro llegó a mis manos como un regalo de mi papá, diciéndome que la mayor lección de vida la puedo aprender a través de los libros y de éste libro en especial, que es la autobiografía de una mujer que luchó por su derechos. Mi papá siempre me ha motivado a hacer realidad mis sueños, a seguir mi corazón, a estudiar filosofía, a leer, a viajar y sobre todo a aprender de mis errores; al igual que mi mamá, mi mayor porrista, amiga,  apoyo y amor incondicional.

Si lo comparamos con  el padre y la madre de Ayaan la autora de este libro, nos encontramos con un mundo totalmente diferente. Ella tuvo una familia fruto de la sociedad musulmana. Era obligada a rezar por la muerte de los judíos y los ateos, a hacer tareas domésticas so castigo de palizas interminables, al matrimonio sin consentimiento y por obligación, así como a la obediencia sin razón y a la enseñanza que la mujer solo viene a este mundo a traer hijos. Ayaan explica: “[…] el islam era como una jaula mental. Primero, cuando abres la puertecilla, el pájaro enjaulado permanece dentro: tiene miedo. Ha interiorizado su cautiverio. El pájaro necesita tiempo para mentalizarse y escapar, por mucho que alguien haya abierto la puertecilla de la jaula.” (Ayaan Hirsi Ali, Infiel, Debolsillo, México, 2009, p.366)

El libro que es la historia de vida de Ayaan, se encuentra dividido en dos partes: “Mi infancia” y “Mi libertad”. La primera parte es una narración sobre su nacimiento en Somalia, sus primeros años de vida hasta su juventud en Arabia Saudí, Etiopía y Kenia. Son sus recuerdos personales, su relación con su familia y  clan, así como, su crianza bajo el islam y la sumisión total en la era forzada a vivir. La segunda parte es cuando logra escapar, gracias a su valentía y al siempre preguntarse sobre todo lo que le enseñaban y no aceptarlo como palabra absoluta. Quedando como refugiada en Holanda, donde su mundo se abre por completo y tiene la oportunidad de ser “libre” de decir lo que piensa, de estudiar Ciencias Políticas e incluso de formar parte de la política.

Por buscar su libertad, tuvo que renunciar a su familia y se convirtió en enemiga del islam y por lo tanto su vida está en peligro. Ella escribe “Vine a Europa en 1992, cuando tenía veintidós años, y fui elegida diputada al Parlamento holandés. Hice una película con Theo (Van Gogh) y ahora convivo con guardaespaldas y circulo en coches blindados. […]”(Ayaan Hirsi Ali, Infiel, Debolsillo, México, 2009, p.12-13). Finalmente debido al asesinato de Theo Van Gogh y problemas con su ciudadanía holandesa, Ayaan terminó trasladándose a Estados Unidos.

Infiel, un libro que tocó hasta la fibra más profunda de mí ser. Nos enseña que nada es imposible, si se tiene voluntad y corazón se pueden lograr todos los sueños. Me dejó que aún hay mucho por avanzar en este mundo y que la fe ciega nos lleva a la destrucción, así como, la igualdad y los derechos en muchos países, es un privilegio más que una obligación.

TOKIO BLUES (Norwegian Wood)

Autor: Haruki Murakami

Inicié la lectura de esta novela bastante tiempo después de que todo mundo hablara de ella, me la encontraba en todas las librerías y ferias de libro, Tokio Blues nadando entre otras novelas de Murakami. Sin embargo terminé leyéndola porque me animé a comprarla en una de mis visitas a la FIL (Feria Internacional del Libro)  y “tenía que leerla” si quería estar al tanto de los autores más influyentes de la literatura japonesa y no me arrepiento. Me encantó porque no es la típica novela de trama de amor y felices para siempre, sino porque es un novela, en mi opinión, que transmite muchos sentimientos a los lectores, sentimientos de fatalismo, depresión, tristeza y nostalgia. Así mismo, nos hace preguntarnos sobre la vida, la muerte y principalmente el suicidio. Sentimientos que la mayoría de las personas queremos evitar a toda costa, y más en el siglo XXI que se le da prioridad a la búsqueda de la felicidad y la comodidad.

Para iniciar la lectura de la novela, les recomiendo que la lean con la canción de Norwegian Wood de los Beatles como de fondo, ya que se darán cuenta que es una canción que aparece en varias partes de la narración, como un fantasma que te lleva a los recuerdos del pasado y te deja con un toque te nostalgia. El personaje principal es Toru Watanabe,  un personaje adulto, que  nos lleva a sus recuerdos de juventud en los años sesenta, recuerdos de la amistad que tenía con Kizuki y la novia de este llamada Naoko; recuerdos que son marcados por el suicido Kizuki, y el quebranto de espíritu de Naoko, que quedó devastada por la pérdida de su “alma gemela” y años previos por el suicidio de su hermana.

Después de cierto tiempo del suicido  de Kizuki, Toru ya de 18 años se va a Tokio a estudiar teatro y a vivir en una residencia, donde todo parece monótono excepto por un malestar civil en el aire y una huelga estudiantil que durará unos días y parece no haber hecho ningún cambio, como una crítica política de fondo, a la situación en Japón. Sin embargo, el reencuentro con Naoko hacen que la vida de Toru gire por una parte entorno a  ella. Aunque, también conoce a Midori, una compañera de clase que es todo lo contrario a la actitud frágil y triste de Naoko; Midori es extrovertida, alegre, inteligente y llena de vida. Así la vida de Toru parece continuar, mientras tiene algunas aventuras con un compañero de residencia llamado Nagasawa, y dedica una parte de su tiempo al estudio, del cual no parece muy interesado y a trabajar en una tienda de discos.

Toru pasa una noche junto a Naoko y se da cuenta que  tiene sentimientos tanto por ella como por Midori. Después de esa noche junto con Toru, Naoko termina en una especie de sanatorio apartada del mundo, en medio de las montañas y de la nada,  debido a su fragilidad mental. Lugar al que Toru va a visitarla en algunas ocasiones y donde conoce a más personas como Naoko, a Reiko, una profesora de música del sanatorio y acompañante de Naoko; formando así una amistad y un intercambio de cartas. Aunque la vida da muchas vueltas y la Toru también.

Es así como Murakami nos lleva a los sentimientos que hablaba en un principio, sentimientos que giran en torno al suicidio, un tema aún tabú en muchos países y que Murakami toca de una manera fuerte pero a la vez sutil, ya que describe el efecto que provoca en los familiares y amigos. Una novela para leer una tarde en búsqueda de todo lo contrario a lo que estamos acostumbrados ¡Vale la pena!

EL TESTIGO INVISIBLE

Autora: Carmen Posadas

Esta novela me la topé hace tiempo, en uno de mis frecuentes paseos por las librerías (porque si he de querer realizar alguna actividad de ocio, mi favorita es caminar por las librerías y bibliotecas) en donde me dedico a descubrir novedades o libros olvidados, así como escuchar críticas y recomendaciones. Es así como llegó a mis manos El testigo invisible, una novela por Carmen Posadas, escritora uruguaya de nacimiento, residente de España. En realidad no había leído nada de ella, pero con esta novela se gana mi entusiasmo por seguir leyéndola.

La trama gira en torno a la narración de los recuerdos de Leonid Sednev que trabajó como  water baby, que era un pequeño deshollinador imperial, los water babies eran llamados así por la influencia de un cuento de hadas europeo que narra la vida de un pequeño deshollinador, y tenían que ser pequeños para poder pasar por todos los conductos del palacio imperial y chimeneas. Es así como Leonid se convierte en un testigo invisible de los últimos días de la familia imperial rusa, espiando en un principio a través de las rendijas de los conductos y finalmente como pinche de cocina y sirviente. Situando la trama a partir del año de 1912, y durante la revolución bolchevique, hasta la noche del 17 de julio de 1918. Mucho se ha dicho de cómo fue el fin de la dinastía Romanov, así como  lo que sucedió en esos días turbulentos y el papel de jugó Rasputín.

Es ahí donde Leonid juega un papel importante y Carmen Posadas gracias a su personaje principal, nos lleva a través de la historia Rusa. En un principio nos encontramos a un Leonid ya anciano que quiere dar su versión final de los hechos y nos trasladamos a su juventud para poder ser también testigos de la trama. Porque así es cómo me sentí al ir adentrándome en la novela, como una testigo más, una testigo del zar, la zarina y las duquesas entre ellas Anastasia y María, así  como de Rasputín y los salones de San Petersburgo; pero también testigo del poder, de la riqueza, de la desigualdad, de los engaños y atrocidades humanas, así como del amor y la desesperanza. La novela provocó en mí distintos sentimientos, como nostalgia y anhelo por el pasado y la historia, así como tristeza; pero también comprensión del mundo de los trabajadores y el ansía de igualdad, equidad y justicia; conceptos idealizados y difíciles de llevar.

Una lectura recomendada, que aunque se han escrito muchas cosas sobre la familia Romanov, y la Rusia de Zares, esta novela te ofrece un enfoque fresco y desde una perspectiva distinta; atrapándote en su trama en este maravilloso mundo. Y sin más me despido con la carta de Rasputín a Nicolás II, antes de su muerte:

“Sé que partiré antes del 1 de enero. Si muero a manos de mis hermanos los campesinos rusos, nada habréis de temer, y vuestro linaje reinará por cuatrocientos años. Pero si son vuestros parientes ricos quienes procuran mi muerte, ni vosotros ni ninguno de vuestros cinco hijos me sobrevivirá más de dos años. Moriréis a manos del pueblo de Rusia. […].”

La Templanza

Para iniciar quisiera hablar un poco de la autora, María Dueñas es una escritora española, que se dio a conocer por un libro muy recomendado (posteriormente daré una reseña) que se llama El tiempo entre  costuras, del cual ya hicieron una miniserie bastante interesante y apegada a la novela.

En La templanza, la autora nos introduce a la vida de Mauro Larrea, en la mitad del siglo XIX. El personaje principal es un próspero minero, viudo y con dos hijos, de carácter fuerte y decidido, que de empezar como simple peón termino construyendo un gran patrimonio; todo esto narrado en el México del fin del porfiriato. Después de tomar varias decisiones que lo llevan a la pérdida de gran parte de su fortuna, decide abandonar el país para buscar fortuna en La Habana colonial, una Habana llena de música, ilusiones y gente; de donde por un juego de azar y destino tiene que salir con dirección a Jerez, España. En dicho lugar se encuentra con un mundo de bodegueros y con una propiedad abandona latente  de recuerdos de vino y pasión.  Donde conoce a Soledad Montalvo, una mujer que ante Mauro Larrea se presenta como todo un acertijo y desafío, ella lo envolverá en su vida de una manera intrigante, haciendo una trama interesante y que te hace querer seguir leyendo. Finalmente el desenlace no podía quedarse atrás, ya que es estrambótico e inesperado.